8 Consejos para empezar en Crochet


8 Consejos para empezar en Crochet

N.º de producto: BLOG25 Notificar sobre disponibilidad

8 Consejos para empezar en Crochet

 

En este post os doy mis 8 consejos para empezar en crochet:

1 .  No apretar el punto

Cuando estamos empezando, es muy habitual que tengamos el hilo muy tenso y el punto quede muy apretado. Esto hace que nos cueste luego meter la aguja, y que el tejido quede muy tieso. Ten el hilo controlado pero algo suelto y relaja el punto.
Si vemos que aun así nos queda más apretado de lo queremos, cambia a una aguja más grande. Y si al revés, queremos el punto más tupido, cambia a una aguja más pequeña.

 

 2 . Cuenta y marca los puntos

Sobre todo cuando estás empezando, pero recomendable siempre, cuenta los puntos de cada vuelta para asegurarte de que no has hecho uno de más o uno de menos y muy importante, marca el primer punto que hagas, para que cuando vuelvas en la siguiente vuelta, tengas claro cuál era ese primer punto de la vuelta anterior. A veces puede costarte distinguirlo. Para marcar el punto puedes utilizar un marcador, disponible en nuestra tienda.

 

 3 . Cuando veas que te has equivocado, deshaz

Este es el consejo que a mí me costó más esfuerzo empezar a seguir… Pero es imprescindible. Cuando identificamos un error en la labor, por mucha pereza que nos dé, deshacer el tejido hasta llegar donde te equivocaste, para rehacerlo bien.
Por muchas vueltas que sigas dando, no se va a solucionar… Y se notará en el resultado final del proyecto.

 

 4 . No tener más de cuatro proyectos empezados a la vez

A tod@s nos ha pasado que un día nos encontramos con que tenemos varios proyectos por casa inacabados, pasa el tiempo y se quedan ahí, guardados en un cajón, porque empezamos otros. Para romper esta espiral, ponte la norma de no tener más de cuatro proyectos empezados al mismo tiempo.

 

 5 . Adopta una postura cómoda

Cuando nos ponemos a tejer, uno de los errores posturales más comunes es sentarnos “enchepadas” para inclinarnos y ver bien la labor. Si estamos un rato tejiendo así, tendremos dolores de espalda. Es importante que adoptemos una postura cómoda, con la espalda recta y apoyada. No te inclines hacia la labor, sino eleva la labor hacia ti hasta donde la veas bien.

 

 6 . Comprar material suficiente para nuestro proyecto

Cuando vamos a empezar un proyecto, es importante comprar la cantidad suficiente de ovillos que vamos a necesitar. Es mejor que nos sobre (ya que lo podremos utilizar en otro proyecto) a que nos falte, porque esto da lugar a dos cosas: una, proyectos inacabados en un cajón; dos, que si ha cambiado la temporada, los ovillos que compres no sean exactamente iguales en tonalidad.

 

 7 . Compra material de calidad

Está claro que es una tentación ir al bazar de la esquina y comprar ovillos baratísimos para empezar ya nuestro proyecto. Pero… ¡cuidado! Lo barato sale caro… Si no compramos material de calidad, podemos encontrarnos con que el color no es uniforme a lo largo del hilo, el grosor tampoco, hay uniones de hilo con nudos que luego se ven en el tejido, la hebra se deshilacha y un largo etcétera que se va a notar en el resultado final de nuestra labor.

 

 8 . Creatividad

Sé creativo. Atrévete a probar y experimentar… Cuando tengas soltura tejiendo, intenta modificar los patrones que tengas, incorporando cosas que te gusten, puntos nuevos, formas distintas, o usos alternativos del patrón.

Examine esta categoría: BLOG para tejedores/as